miércoles, 26 de octubre de 2011

MUNDO CIENTIFICO: ¡LOCO!

Las tecnologías de reproducción humana asistida incluyen, entre sus muchas ofertas: inseminación artificial, la fertilización in vitro (FIV), alquiler de úteros, donación de esperma,la donación de óvulos y otras similares. 

Lamentablemente, estos procedimientos se han vuelto bastante común en la actualidad a pesar de las preocupaciones bioéticas, morales y religiosas manifestadas por algunos.

Muchas personas que se llaman así mismos "pro vida" (principalmente solo porque están en contra del aborto) han manifestado estar a favor de estos procedimientos. Pienso que generalmente lo hacen porque las tecnologías de reproducción humana asistida son un procedimiento para lograr un bebé.

Un bebé, normalmente es considerado como algo deseable, especialmente cuando los padres desesperadamente lo quieren; así que puede ser difícil para algunos, entender y explicar por qué esos procedimientos están equivocados o son algo que está mal. Es como si el fin bueno, oscureciera su razón y no les permitiera ver que el medio utilizado para alcanzar ese fin está mal.
¿Porqué muchos líderes, incluso algunos que son religiosos han guardado silencio, o peor aún han manifestado su aprobación a éstas técnicas?

Estoy segura de que dependiendo a quien se le pregunte, pueden darse una gran gama de respuestas diversas. Pero, en el fondo pienso que es porque a la mayoría, les resulta muy dificil decirle a otra persona que no pueden concebir un niño naturalmente, que no tiene derecho a utilizar los medios tecnológicos, que lamentablemente se les ha puesto a disposición, para obtener ese hijo.

En otras palabras: el fin bueno (deseo de tener un hijo) ha "justificado" el medio malo (es decir la reproducción humana asistida).
Por lo anterior, la industria de las tecnologías de reproducción humana asistida ha crecido muchísimo, principalmente después del nacimiento de Louise Brown el 25 de julio de 1978.

Este negocio, que en la mayoría de los países no se ha legislado, de "hacer bebés" ha creado situaciones donde algunos hombres que han vendido su esperma a los Bancos de Gametos Masculinos y han logrado procrear incluso hasta 150 niños, lo cual pone en peligro que en el futuro se den relaciones de incesto entre personas que biologicamente tienen parentezco.-
 

Para las mujeres jóvenes, inteligentes, atractivas, (en algunos casos los usuarios hasta exigen que sean de determinada raza), también hay mucho dinero en el negocio de la venta de sus óvulos, que se obtienen mediante procedimientos que suponen un riesgo, y que incluso puede costarle la vida, pero que curiosamente este es un tema del que nadie habla.


Pero... ¿que hacen las mujeres que no tienen útero o su útero no puede mantener un embarazo? 

La respuesta es sencilla: el negocio se expande; con la nueva necesidad, nace el alquiler de útero o madre "subrogada". Por ejemplo: en India, existen granjas donde literalmente mantienen a las "madres alquiladas" durante todo el embarazo

Informese sobre el documental de NATGEO aqui

En mi opinión es evidente que las mujeres en India están siendo explotadas, aprovechándose de ellas por la pobreza en que viven.

El alquiler de vientre ya se acepta en Bélgica y Países Bajos, y está autorizado en Reino Unido, Canadá, Grecia y Estados Unidos. Es posible encontrar anuncios con ofertas de este tipo en Internet, en lo que se ha llamado "turismo reproductivo". Con esta práctica, se añade una condición: asegurar que el niño tenga los mismos genes que sus padres, aunque no se tenga útero.

Para mí el alquiler de vientre, es una forma de prostitución, donde la mujer vende su cuerpo por dinero: de este "negocio" tanto ella como su hijo van a salir perjudicados. El ginecólogo René Frydman, a pesar de admitir y practicar la fecundación artificial, advierte (Le Monde, 30-06-2008)

“El embarazo no consiste solo en llevar a un bebé, es una experiencia fundamental que modela a los dos protagonistas: la futura madre y el hijo en gestación. Apenas estamos empezando a descubrir la complejidad y la riqueza de la interacción entre la madre y el bebé en el útero”.
René Frydman afirma además que el esfuerzo psíquico que tendrá que desarrollar la madre, para no quedar vinculada por los lazos que se crean entre ambos, puede dejar graves secuelas.

En el mundo entero, ahora las mujeres en sus 40 años de edad y 50 años están utilizando todos estos medios tecnológicos para tener hijos. Lo irónico de la situación es que cuando naturalmente fueron fertiles rechazaron la maternidad.

Puede leer un artículo sobre este tema Aquí  

Es evidente que la reproducción humana asistida se ha convertido en una forma más de consumo, sin detenerse a pensar en la dignidad que, como ser humano debe ser respetada al niño que se está creando en el laboratorio.

Hay gente que quiere tener un niño con caracterísitcas particulares, en un momento determinado de su vida, como quien ordena un niño a la carta, es decir pedidos a la medida de nuestros deseos, exactamente igual que se compra un auto, un mueble, o se encarga hacer a una costurera una camisa o un pantalón. 

Se sabe que los niños in vitro, pueden nacer con ciertas taras, o tienen mayores posibilidades de nacer así. No hay problema, se recurre cobrando un cargo extra, al diagnóstico preimplantatorio, que es una técnica que permite analizar los embriones humanos producidos, con el objeto de no implantar aquellos que puedan estar afectados por una anormalidad cromosómica, o una mutación. 

Se trata de un control de calidad, para que los usuarios puedan garantizarse un "producto" sano. 

Cuando se determina que el embrión tiene alguna anormalidad, se elimina el embrión y si el técnico se equivoca y nace un "producto defectuoso" se le demanda. Aquí puede leer una noticia en este sentido

Los clientes de las técnicas de reproducción humana asistida, no están de acuerdo con la adopción, porque no les gusta la idea de llamar hijo a uno que no sea geneticamente su hijo, o que no sea geneticamente hijo de su pareja, otros a pesar de no tener ningún problema de fertilidad quieren ser madres o padres solteros (usted sabe, sin la molestia del otro progenitor), o simplemente  quieren tener control total sobre el niño desde el momento que fué concebido, porque lo quieren con determinadas características.

Lo que no comprenden es que independientemente de que ellos sean geneticamente los padres, ó alguien más lo sea biologicamente, no hay ninguna garantía de que ese hijo pedido a la carta, sea el niño perfecto, bueno, inteligente, capaz, reflexivo, o cualquier otro circunstancia que a ellos se le haya ocurrido, que les garantice que su hijo será uno de "buena calidad".

En medio de este mundo científico loco, es evidente que por complacer a los clientes, se ha olvidado el interés superior del niño por nacer, de su dignidad humana y de sus derechos.

¿Que debe entenderse bajo el concepto de "niño por nacer"? Todo ser humano desde el momento de la concepción, es decir, desde la penetración del óvulo por el espermatozoide, hasta el momento de su nacimiento.

Hay que recordar que el niño por nacer goza de todos los derechos establecidos en la Convención sobre los Derechos del Niño y tiene derecho a una protección especial por parte del estado, más que cualquier otra persona. Esto significa, que en todas las decisiones y medidas que se tomen, en la que intervengan instituciones públicas o privadas, así como órganos legislativos, judiciales o administrativos, es de consideración primordial el interés superior de la persona por nacer.
Así, en toda legislación se debe reconocer y garantizar el derecho inalienable a la vida y a nacer de todo niño concebido.

Con el reconocimiento de sus derechos, se debe reconocer y garantizar, tanto al niño concebido como a su madre, la asistencia médica necesaria y el derecho a recibir el tratamiento y el cuidado especial que requiera su situación de salud particular.

En todos los países del mundo deberían reconocer y garantizar el derecho del niño por nacer  su derecho a ser concebido y crecer en su medio ambiente natural, es decir el seno materno.

De vital importancia, resulta reconocer y garantizar la igualdad de derechos de todos los niños por nacer, dentro o fuera del seno materno, así como prohibir que sean discriminados ó seleccionados en razón de su patrimonio genético, características físicas o biológicas.

En especial, debe considerarse discriminatorio calificar al niño por nacer como deseado o no deseado.-

Así mismo, toda legislación debe reconocer y garantizar el derecho a la integridad física del niño concebido, y adoptarse medidas legales para prohibir los procedimientos o técnicas que afecten o detengan su normal desarrollo y crecimiento.

En el mundo entero debe reconocerse y garantizarse el derecho del niño por nacer a no ser manipulado genéticamente ni clonado.

Todo lo anterior, podría ser resumido en la obligación de reconocer y garantizar el derecho del niño concebido a no ser sometido a procedimientos que afecten su dignidad, integridad e identidad, y en especial que no violen su primer y más fundamental derecho humano: El derecho a la vida. Si esto se hiciera no habría el mercado consumista de bebes perfectos que el mundo científico loco ha creado.

Reacciones:

6 comentarios:

Excelente reflexión. Es necesario permear los medios de comunicación con esta corriente de pensamiento. Parecen sólo crear opinión a favor de la cultura de la muerte.

Gracias por tu comentario y compromiso en la defensa de la vida Lorca. Se me quedaron en el tintero muchas otras atrocidades que serán de analisis en el futuro en otras entradas!

en una ocasión le pregunté a uno de mis hijos que si estaba de acuerdo con la donación de espermatozoides y me dijo que no lo veía como algo malo, le comencé a explicar las razones nada éticas y morales que acarrean consigo y csmbio de opinión. En el caso de los hombres yo me pregunto, si ellos no valoran lo que tienen al punto de permitir "vender" a sus hijos y no llegar a conocerlos nunca y dormir "tan tranquilos". Con respecto a las mujeres...otra historia igual de compleja. Saludos de Naty Villamil Víque. Bendiciones!!!

Saludos Naty! Muchas gracias por su enriquecedor comentario. Totalmente de acuerdo, tanto el espermatozoide como el óvulo siendo como lo son células reproductivas se tienen que tratar con el mismo respeto que se trataría a un hijo, que podría ser generado de fusionarse con otro gameto. Que Dios la bendiga.

Muy interesante Alexandra. Y por supuesto, estoy totalmente de acuerdo. Hemos llegado a un punto donde el egoísmo de algunos prima sobre la VIDA y la DIGNIDAD de otros.

Decía Juan Pablo II que la cultura de la muerte adquiere con estos 'avances' científicos un caracter inédito. Por tanto, nuestra labor de dar a conocer la verdad es fundamental.

Por supuesto que reconocemos el drama de las parejas que desean tener hijos y son estériles, pero eso no los autoriza a fabricar un ser humano en un laboratorio, manipularlo, seleccionarlo para la vida o para la muerte, instalarlo en un útero ue no es el de su madre, y en fin... realizar todas las atrocidades que describes.

Tendríamos que empezar por decir que TENER UN HIJO NO ES UN DERECHO!!

Buena entrada. Un abrazo!

Gracias por tu comentario Elige la Vida. Me encanta tu blog! Como hacer comprender que los hijos son un DON no un derecho? Ese es nuestro reto! Un Abrazo a la distancia!

Publicar un comentario