miércoles, 15 de junio de 2011

SOBRE LA DIGNIDAD DEL SER HUMANO

Análisis jurídico de la dignidad del cigoto como persona humana

y del derecho al reconocimiento de su personalidad jurídica



Los seres humanos tienen hoy en día, cada vez mayor conciencia de la dignidad de la persona humana. Así la dignidad humana es la piedra angular de la Declaración Universal de Derechos Humanos, cuyo primer preámbulo de la Declaración Universal de los Derechos Humanos dice literalmente:

“La libertad, la justicia y la paz en el mundo no podrán darse sin el reconocimiento de la DIGNIDAD INTRINSECA y de los derechos iguales e inalienables de todos los seres humanos.” (La mayúscula no forma parte del original)


La palabra "dignidad" significa fundamental y primariamente "preeminencia", "excelencia". "Digno es aquello por lo que algo destaca entre otros seres, en razón del valor que le es propio. De aquí que hablar de la "dignidad de la persona" es una redundancia intencionada, para resaltar o subrayar la especial importancia de un cierto tipo de seres"[1].

En este mismo sentido se pueden citar el párrafo quinto y el artículo primero de la citada Declaración Universal, así como en el preámbulo del Pacto Internacional Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales y el artículo 11 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos, entre otros instrumentos internacionales.

Precisamente en razón del reconocimiento de la dignidad intrínseca del ser humano, es que en su totalidad todos los instrumentos internacionales prohíben la discriminación entre seres humanos “por motivos de raza, color, sexo, idioma, religión, opiniones políticas o de cualquier otra índole, origen nacional o social, posición económica, NACIMIENTO o cualquier otra condición social.”[2] (la mayúscula y resaltado no forman parte del original)

Como lógica consecuencia del reconocimiento de la dignidad intrínseca del ser humano y de la prohibición de discriminar, se dispone en la Convención Americana sobre Derechos Humanos, así como en otros instrumentos internacionales, que:

Todos los seres humanos son personas (párrafo 2 del artículo primero CADH)
Todas las personas tienen derecho al reconocimiento de su personalidad jurídica (artículo 3 CADH)[3]


Estos derechos son importantes, dado que en la historia de la humanidad se ha discutido si la mujer o los negros, o los esclavos, o los judíos eran personas. Hoy en día, muy pocos se atreverían a alegar "superioridad" de algunos los humanos sobre otros, dado que ésta visión no es acorde con los derechos humanos, precisamente por el concepto de dignidad intrínseca que hemos desarrollado que impide o prohíbe que se hable de seres humanos inferiores, de distinta categoría jurídica o a los cuales se les niegue el reconocimiento de su personalidad jurídica.

En conclusión: si hemos determinado en forma científica que el cigoto es un ser humano en estadio unicelular, que no pueden discriminarse a los seres humanos en razón de haber nacido o no, que todos los seres humanos somos personas, dado que no existen seres humanos de distinta categoría, ha de reconocerse que el cigoto tiene derecho al reconocimiento de su personalidad jurídica, siendo que lo primero que reclama dicha personalidad es el derecho a la vida, por ser el primero y más fundamental de los derechos humanos, dado que sin vida no pueden ejercerse el resto de los demás derechos.

CITAS:
[1] Para el origen y desarrollo del concepto de persona, ver Angel Rodríguez, “La persona humana, algunas consideraciones”, en Revista Ars Medica, Facultad de Medicina, Universidad Católica de Chile, Santiago de Chile, Vol. 4, nº 6, 2002, pp. 121-140.

[2] Párrafo primero del artículo primero de la Convención Americana sobre Derechos Humanos.

[3]“Todo ser humano tiene derecho, en todas partes, al reconocimiento de su personalidad jurídica.” Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos

Reacciones:

2 comentarios:

Excelente iniciativa, ya lo agrego a mis blogs, especialmente al que tengo para los alumnos del colegio Santa María. Adelante!! no paremos en esta lucha.
www.evelynvincent.blogspot.com

Muchas gracias Evelyn! Yo soy nueva en esto de los blogs. Espero continuar en contacto con usted. La idea es ir desarrollando los temas, que queden "colgados" en la red y que todos puedan usarlos si los necesitan. Me siento muy complacida que sea usted profesora. Son los niños y adolescentes de hoy, ciudadanos del futuro la causa de mi lucha por la vida y la familia. Saludos.

Publicar un comentario en la entrada